Consejos para comprar césped artificial

Es posible que cuando quieras comprar un césped artificial solo pienses en lo bonito que quedará en el lugar donde lo pongas, pero no tengas en cuenta muchas de las características que lo describen y lo diferencian del resto.

En esta guía encontrarás la información necesaria para que no te engañes y puedas comprar un césped artificial ideal para ti.

Identifique sus necesidades

Antes de comprar tu césped sintético debes plantearte para qué lo necesitas y qué aplicación le vas a dar. Debes preguntarte si habrá niños, mascotas, mucho tráfico o no, si practicarás algún deporte en él y qué intensidad tendrá.

Tener identificadas tus necesidades te ayudará a saber qué tipo de césped sintético es el adecuado para tus necesidades, así podrás evitar cualquier inconveniente relacionado con la funcionalidad de este.

Elija el césped perfecto

El césped sintético que elijas debe hacer un buen trabajo en el área donde será colocado, y para que esto suceda debes ser capaz de reconocer un césped que esté fabricado con un buen estándar. Por eso, a continuación le daremos algunos consejos para ayudarle.

La empresa que te proporcionará el césped artificial es muy importante, por eso debes investigarla, entra en su página web y revisa su gama de césped artificial, su historia y revisa los comentarios de sus clientes. Si te interesa, ponte en contacto con ellos, hazles preguntas y podrás saber más. Hay empresas que ofrecen una muestra, no pierdas la oportunidad y comprueba la calidad del césped al tacto.

No te dejes llevar sólo por la apariencia del césped artificial, es necesario revisar sus características, los hay muy suaves y con detalles muy logrados para que parezcan reales.

Existen céspedes artificiales multitonales que suelen tener varias tonalidades entre marrón, verde e incluso dorado, todo ello con el fin de alcanzar la ilusión de realismo. Así que si buscas un césped multitonal, estos son los indicados.

Considere dónde instalar su césped artificial. Hay céspedes sintéticos para diferentes situaciones y lugares; por ejemplo, un césped sintético con arena de sílice funciona muy bien en un terreno plano, pero si lo colocas en lugares inclinados o con colinas tendrás la arena de sílice resbalando, creando espacios irregulares y haciendo que el césped artificial sea pesado para caminar.

¿Cómo saber si voy a comprar un buen césped?

Comprobaciones que hay que hacer en el césped artificial

Antes de comprar un césped artificial debes conocer bien sus características, y saber si las indicadas en la ficha técnica se corresponden con la realidad. Algunos de los aspectos que debe comprobar son

Número de puntadas

Comprueba el número de puntos, la capacidad de recuperación y el realismo del césped artificial. Éstos dependen de la densidad del césped, que a su vez está relacionada con el número de puntadas. Por lo tanto, cuantas más puntadas tenga la base de césped sintético, más realista será su aspecto y más resistente al tráfico.

La altura del césped

La altura del césped es importante, normalmente se recomiendan de 30 a 40 mm para lugares como terrazas y jardines, los céspedes de esta altura amortiguan perfectamente y reflejan una muy buena memoria vertical.

El número de hilos dobles en la puntada

Compruebe la cantidad de fibras dobles en las puntadas, ya que cuantas más puntadas, mejor será la recuperación y el rendimiento. Comprueba también que las fibras en una puntada y el número de fibras dobles no sea inferior a ocho.

Grosor y peso de las fibras

Comprueba el grosor del césped artificial, éste se indica en la ficha como dtex y es el valor que determina el grosor y la resistencia o dureza de la fibra o hilo.

Así, cuanto menor sea el dtex, menor será su grosor y por tanto más suave será la fibra de césped artificial. Este valor se expresa con un número seguido de una barra, por ejemplo: 11.500/16, lo que significa que el césped tiene un dtex de 11.500 y 16 hilos dobles, es decir, 8 monofibras y 8 texturas.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.